ENTREVISTAS

Toques del Río y sus clips: arte para que te sosiegues

Toques del río reunidos

No fue un trago de tilo la bebida que escogimos para realizar esta entrevista, fue un cafecito caliente y aromático, porque la vida es eso que se comparte después de un café. Entre la gracia del lugar, el fresco de la mañana y las buenas vibras que transmite este muchacho, transcurrió una conversación de casi una hora donde Zeney Alonso, director de Toques del Río, me enamoró de su agrupación.

La pasión con la que Zeney habla de este grupo pinareño y los logros alcanzados en los últimos años hacen que uno se emocione. Y es que la música y los audiovisuales de Toques del Río se han convertido en un sosiego para los amantes de los ritmos cubanos.

Más allá de la necesidad de visualización de estos artistas, los videoclips llegan a ellos a través del arte de la joven directora Day García, que se interesó en Toques justo en una presentación realizada en el Café Bertolt Brecht. ¿Qué tenían en común para una conexión instantánea? Pues la pasión por la música y el origen, todos de la más occidental de las provincias cubanas.

Así llegaron los clips Falsa y Abrazo de Soledad, filmados ambos el mismo día en la antigua Fábrica de Cerveza Hatuey. A pesar del cansancio extenuante y las horas dedicadas al rodaje, Zeney Alonso confiesa que tanto los músicos como él disfrutaron mucho este proceso.

En el caso de Abrazo de Soledad, el recurso estético escogido fue el plano secuencia para dar la idea de los distintos tipos de despedidas que una persona puede enfrentar en su vida. Las sensaciones de cambio o de continuidad quedan claros con el movimiento de la cámara y los sonidos de la canción. Por su parte, en Falsa, el ritmo lento luego se acelera. Zeney explica que este es un tema muy arriba y fue todo un reto disminuir el ritmo para lograr el video, “plasmar toda la energía a la que estás acostumbrado con Falsa de manera bien lenta fue bien difícil, pero al final se logró el dinamismo y la jocosidad que brindamos en escena”. Este clip narra la historia de aquellas personas que le fallan a los demás, una historia de desamor pero llena de enseñanzas.

Con estos dos clips, “Day García demostró su profesionalidad. Además, Falsa ha tenido muy buen camino, a la gente le ha gustado mucho”. Estos temas forman parte de Pá que te sosiegues, ópera prima del grupo, que califica entre lo mejor de la escena alternativa cubana.

Estos chicos, que sorprenden en el escenario por el uso de pajaritas en el cuello y tirantes pellizcando los pantalones, abogan por la defensa de los derechos de todo el mundo. Dice Zeney que “el discurso es que tú te sosiegues, que te sientas bien, que no te creas el centro del universo porque existen cosas más importantes”.

Siguiendo esa línea han conceptualizado el videoclip de Mambo no. 0, bajo la dirección de Joseph Ros. Este multipremiado director, para el tema insigne de la agrupación, recreó la idea de una mujer a lo Kill Bill, con la ayuda de un excelente equipo de realización.

Hasta ahora el camino recorrido en cuanto a los audiovisuales ha sido bien interesante para los muchachos de Toques del Río. “Tanto con Day como con Joseph estamos muy complacidos, aprendimos muchísimos de ambos. Los dos tienen sus diferencias a la hora de enfrentar los trabajos, pero el resultado es espectacular. Fueron horas agotadores de rodaje pero valieron la pena”, afirma Alonso, también bajista de la agrupación.

El clip de Mambo no. 0 debe estrenarse entre septiembre y octubre de este año, pues en este momento se encuentra en proceso de postproducción. Pero ya Zaney adelanta que su visualidad está basada en los carteles y cómics de los años 50.

En la trayectoria audiovisual de Toques del Río también se encuentra La Crisis, dirigido por Matteo Fachenda: un clip que muestra la química entre el público y los artistas en su peña habitual en el Café Bertolt Brecht.

Para Zeney Alonso, quien habla en nombre de todos los músicos, es muy especial estar en la capital del videoclip cubano. Recuerda los días en que ansiaban estar en los Lucas, un sueño que ya hoy es un hecho. Con la canción Falsa pondrá a gozar el Karl Marx durante los días del Lucasnómetro, con esa actitud interesante y de buen gusto a la que tienen acostumbrado a su audiencia.

Música cubana de la buena, de esa que pone a bailar a todos, así es la propuesta de estos cultores de nuestras raíces mezcladas con géneros internacionales y más contemporáneos. Una opción para sosegarse, para no formar crisis, para dedicarle un pedacito de tu tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

12 − 10 =

32 + = 40